lunes, octubre 15, 2007

más de lo que tú ves

Paisajes 2007



Bueno, bueno, como un professioná, haciendo nuevas versiones de viejas canciones. Pero esta canción siempre me ha gustado. La escribí en un momento crítico, cuando, después de casi 10 años, volví a coger la guitarra y a pensar que no era malo tocar la guitarra y cantar, y escribir canciones y tal.
Me encanta esta canción. Es puro pop-rock con un toque inevitable de country. La melodía es potente, las guitarras, son poderosas y bonitas y la letra es, aunque esté mal que yo lo diga, fabulosa. Es, además, muy característica de mi forma de escribir, jugando con las polisemias y exprimiendo los significados no sólo de las palabras, sino de los sintagmas, de las construcciones, de los ritmos del lenguaje. Muchos de los versos tienen doble significado, dependiendo de dónde hagas las pausas, de dónde hagas las concordancias, los enlaces intelectuales de las palabras.
Esta canción debería mezclarla alguien que supiese hacer estas cosas, porque yo soy incapaz. Hay hasta cinco guitarras haciendo cosas distintas todas ellas; un bajo dibujando una melodía maravillosa; piano y órgano tipo Hammond, armónica y voces, muchas voces, como siempre.
La letra, además, es muy larga y tiene una característica muy mía, que últimamente, me esfuerzo en ocultar: los estribillos son sólo musicales y la letra del estribillo no se repite. Voy a escribirla aquí abajo, para que puedas leerla, porque creo que vale la pena. Hay una figura poética recurrente que me cautivó desde que la ideé que es "el paisaje de tu ausencia". Algo realmente hermoso, ¿verdad? Lo que se ve cuando el ser amado no está. Hermoso y tristísimo, claro.
A ver si te gusta. Y si la quieres para ti, pincha el título para bajarla


Después de tanto tiempo ausente en mi país
me acostumbré a no tenerte para mí
después de todo lo vivido, y lo por vivir,
después de todo eres, sin estar aquí

Todo cuanto tengo es un recuerdo de tu voz
y el paisaje de tu ausencia se hace cada vez mayor
siento tanto miedo, siento tanto miedo
que huyo hacia los montes del dolor

El horizonte lo inventaste para mí
y el desierto en mis brazos floreció
la tundra que mi aliento lento calentó
y el valle donde el río blanco se ocultó

El cielo de tu boca, de luz quise llenar
pero el paisaje de tu ausencia, no se puede abarcar
es tanto el desengaño, y aún me hace tanto daño,
hundido en el mar de tu canción

El paisaje de tu ausencia se ausentó
cuando tu presencia presentó
credenciales que mi amor no se creyó
y así, matando, nació esta canción

tu boca es una isla aislada de sabor
y en tu piel, como en la hierba, me he tumbao,
ti alma es niebla, que nubla mi razón
y mi alma toda es un volcán desesperao

ponte a tiro princesa, que te voy a atacar
y el paisaje de tu ausencia, de ti se va a llenar
ya no siento miedo, ahora sólo tiemblo
de frío en el mar de tu canción

El paisaje de tu ausencia se llenó,
mi ventana, de no verte, se cerró
mi dolor de no tenerte se marchó
y así, marchando, nació esta canción.


No todo es vanidad. No todo. Mira a Lola, mírame a mí, por ejemplo. Lola sigue sonriendo, al otro lado de la sala, mientras lee el emilio que acabo de mandarle. Me gusta ligar con Lola. Se deja. Trae faldas cortísimas, jerseys ajustadísimos y le impresiona oírme hablar. Así que en cuanto le escribí dos cartas se derritió. Dice que uso un lenguaje muy elevado, culto, muy diferente del que usan los demás. Los demás son los jovencitos que la llevan y la traen los fines de semana, los que, me cago en ellos, se acuestan con ella y la divierten.

Soy Maldito Jueves junior, aunque soy ya un hombre mayor. Trabajo en el Departamento de Pedidos de Pomposous Meretrix, Inc., la mayor empresa de Catering Sexual del mundo. No nos dedicamos a la prostitución, no, por dios, lo nuestro es el Cariño Corporativo, un nuevo concepto en servicios auxiliares para la empresa. Imagine que usted, responsable de expansión de una empresa fabricante de componentes para el automóvil organiza una reunión de esas de fin de semana con el departamento de desarrollo de Alfa Romeo. Sabe que están desarrollando un nuevo automóvil, revolucionario, que en todo el sector se comenta que va destrozar el mercado. Usted, su empresa, tiene las escobillas limpiaparabrisas perfectas para ese modelo (y de paso, para el resto de la gama) y necesita cerrar ese acuerdo. Probablemente, su departamento comercial esté formado por personas feas y anodinas, técnicamente muy solventes, pero lastimosamente aburridas, poco dotadas y demasiado inhibidas para lo que este mundo necesita. No se deprima, no, que el departamento de desarrollo de Alfa Romeo. Al lado del suyo, es un cementerio de colgaos. Ellos no tienen que ser nada de eso, basta con que desarrollen bien, y se limitan a eso.

Entonces usted, en lugar de ponerse nervioso bajando los márgenes de beneficio hasta niveles suicidas, llama a Pompososus Meretrix Inc. (PMI), y verá lo que pasa. A cada uno de sus competentes y agresivos vendedores, se le asignarán dos apuestos y simpáticos ayudantes de PMI. Estos ayudantes irán un par de veces a su oficina, para que los vendedores les instruyan en los rudimentos básicos del producto que van a intentar vender.

Una vez instruidos, los ayudantes se mostrarán sumamente receptivos a las sonrisas y miradas de los desarrolladores de Alfa Romeo. Son, todos ellos, expertos en SOO (Sexo Oral Ocasional) y UPMF/UDMF (Una Paja Mientras Firmas/Un Dedo Mientras Firmas). Son simpáticos, complacientes, flexibles, buenos fingidores, resistentes. Mientras usted trata de convencer a la jefa de desarrollo, un apuesto ayudante jugueteará bajo la falda de su interlocutora y esta, sencillamente, querrá terminar pronto para acostarse con nuestro agente.

Esto es el Catering Sexual. Muy distionto de la prostitución, como todo el mundo puede ver.

Lola no es agente. Ni yo, Yo ya he dicho que trabajo en el departamento de pedidos, como Lola, pero de ella no lo había dicho, así que lo voy a decir dentro de poco. Tonteo con Lola, porque ante Lola mi barriga, mi calvicie, mis gafas gruesas y mi estilo, pasadísimo de moda, de vestir, me hacen un ser inofensivo. Y se deja, de vez en cuando, tocar el culete un poco. Lola, no lo había dicho aún, me parece, trabaja en el departamento de pedidos, como yo. Todos quieren a Lola, todos la desean, quiero decir, por eso que he comentado de las faldas y los jerseys. Yo también. Yo tengo a mi favor que trabajo en el mismo departamento que ella, el de pedidos, por cierto, por si no lo había mencionado todavía. Eso, trabajar en el mismo departamento, nos hace, en cierto modo, cómplices, como le gusta decir a Isabel Gemio, cuyo programa le encanta a mi mujer y me tortura los sábados y los domingos por la mañana con sus tontunas. La odio. Las odio, vamos.

No me imagino a Lola un sábado por la mañana oyendo a Isabel Gemio, como yo, mientras paso el aspirador. No, ella estará entre las sábanas de algún príncipe eslavo, maldiciéndose por su inane superficialidad, pero con el potorrillo satisfecho, seguramente.

Yo paso el aspirador para quitar telarañas, trato de que mis hijos recojan algo de la casa y no se rían demasiado de mí y sueño con publicar esa gran novela que llevamos dentro todos los gilipollas del mundo. Y cuando la publico, claro, me entrevista Isabel Gemio, que se corre literalmente ante un escritor, y yo, brillante, ocurrente, genial, la dejo en ridículo ante millones y millones de oyentes que, esa mañana, esperaban ansiosos una buena ración de grandes frases para la historia.

En el otro extremo de la ciudad, Lola despierta de una noche especialmente agitada, y tiene ganas de hacer pis, muchísimo pis. Sale corriendo de la cama, donde ronca un muchachote de aspecto italianizante de enormes pies pero, Lola lo recuerda bien, pito escaso y más escasa conversación. Porque era de aspecto italianizante, pero nativo de Móstoles, en realidad, y bastante idiota,m para qué vamos a engañarnos.

Mientras Lola, sentada, mirando al vacío, deja que las aguas vuelvan a su cauce, enciende la radio y oye a Isabel Gemio gemir de gusto ante las respuestas sagaces de un escritor cuya voz le resulta conocida. Cuando se da cuenta de que es su querido Maldito Jueves (o sea, yo) se pone tan nerviosa que levanta un poco el culo y salpica un poco el aro del retrete, con lo que se rompe un mito, señoras, no sé si me explico.

Lola me oye reírme de la Gemio genial y displiciente, sabrosillo y tropicalón, fastuoso, predicativo, obvio y telemático. O sea, yo, en mi mejor versión.

Sale corriendo de la casa esa donde estaba que era la suya, dejando al mostoleño italianizante dormirla en soledad.

Cuando la entrevista termina, la Gemio sonríe con cara de boba, o sea, la suya, y me dice que me haga una foto, hombre, para recordar esta entrevista tan cómplice y tan entrañable y yo me pongo a su lado, le paso una mano por encima del hombro y mi mano, sin yo quererlo, se posa sobre lo que viene siendo la teta femenina, la suya, claro, y esto le parece muy divertido y muy bohemio y muy cómplice.

Salgo a la calle con la mano derecha oliendo a seno Gemio (un olor penetrante, en verdad) y veo que se acerca corriendo, apenas cubierta por una vaporosa sábana de flores bastante fea, a Lola.

Por fin la veo desnuda. Tiene dos pechos hermosos, situados, más o menos a la misma altura de su tórax, pero uno a cada lado del esternón. Su pubis está inmensamente poblado de una melenilla lisa, peinada a raya con bastante gracia. Tiene dos piernas, bastante parecidas y unos piececitos la mar de graciosos.

Se acerca a mí, definitivamente, y me lanza la sábana a la cara y me dice, con voz huraña

- ¿Tú eres tonto?

Es mi mujer, que quiere que le ayude a doblar las sábanas y me despierta con un capirotazo de realidad con olor a suavizante. Y yo le ayudo, claro, no la voy a ayudar...

A veces pienso si cuando sueño, cuando imagino, ya sabes, el asunto es la vanidad. Si el imaginarme triunfante y a tu lado, es sólo egoísmo de hombre, vanidad mal pagada, o es algo más. Trato de ponerme al otro lado de tu mirada mágica y certera, de tus palabras crueles y verdaderas, de tus hirientes estadios de realidad. Pero, por más que entienda que te alejes de mí una y otra vez, nena, y que te acerques cuando te apetece sentirte especial, niunca entenderé la tormenta de hielo que se desata en tu alma cuando me alejas. Así, cansado y herido, puedo levantar la voz para decirte que no me quieras, pero no me jodas tanto. No, Lola, porque un día puede llegar en el que ya no me crea nada de lo que me dices. Y siempre me ha gustado creerte cuando me dices que soy dios.

28 comentarios:

el_Vania dijo...

Hum... paisajes revisited. Suena bien, amigo, pero, como tú dices en mis posts, dos peros:
La bataca, que eso te lo arreglaré yo, ya sabes... y en el solo de guitarra, amigo, ¿cómo no sosteniste la última nota?
Habiéndola alargado hubiese sido el colofón, porque la entrada además es heavy de cojones.
Me ha gustado, sinceramente, es wolffiana, tu estilo está claro, y se notan las fuentes de las que bebes, lo cual te honra.
Lo de la armónica, un puntazo.
Y en que arreglemos lo de la bataca, prepárate... ya sabes a lo que me refiero. Sonido REAL!

Y el post... hum, suena interesante un servicio de catering sexual. Y lo de Isabel Gemido, me ha "desmontao" de la risa...

Grande Wolffo... amigo mío. No necesito decir más.
Creo que soy el prime, ¿no? Espero que la consecución de esta liga me aupe al cielo de los "Lazos Estrechos" (pura vanidad, I know).
Abrazos estremecedores.
Salud/OS!

Kotinussa dijo...

Guapo, artistazo, divertido... Sólo te faltaba odiar a la Gemio para ser perfecto.

(Mañana oigo la canción, que ahora es ya muy tarde y no puedo subir el sonido)

linmer dijo...

Maldito Vania se me ha colado por minutos y me ha privado de mi segunda pole...

La canción magnífica, me encanta la figura de "el paisaje de tu ausencia", es tan descriptivo... Y, si bien es cierto que no entiendo una mierda de música, ese toque más heavy en las guitarras junto con un tono de voz más "de balada" me ha gustado mucho.

De la entrada, imaginativa como siempre, me ha parecido excepcionalmente lírico el último párrafo. Debe ser la belleza de las grandes tragedias, en todo caso, eres un auténtico maestro.

Un abrazo, amigo.

Wolffo dijo...

Vanitas, my friend,
la he grabado otra vez porque quería añadirle la armónica y los coros, sobre todo. Lo que no sé es a qué te refieres exactamente con eso de que no sostuve la última nota.
Lo de la batería ya sé, gracias a vos está en camino de arreglarse, a ver si pronto puedo poner mis canciones con un buen sonido de bataca.
La verdad es que lo de los lazos no he querido ordenarlo jamás, pero a lo mejor podría estudiarse... o actualizarse, porque la verdad es que algunos links son viejísimos, otros son blogs "dormidos", otros no son nada estrechos... en fin.
Un abrazo, Vanidad-Veranos.

KotiMari,
estás desatada, mi amol, jajajajajaja, qué simpática eres, y hay que ver la razón que tienes en todo lo que dices. Espero que no te asuste la canción y que no varíe en nada la excelente opinión que tienes de mí en este momento. Miles de besos, guapa.

linmerick, amigo,
y KotiMari también se te ha colado... eso te pasa por dejarte llevar en los metros finales y levantar los brazos... hay que luchar hasta el último metro.
Gracias por todo lo que dices, compañero, me halaga muchísimo y alimenta mi vanidad, maltrecha estos días, y restituye un poco el nivel (subterráneo) de mi autoestima. El detalle del contraste de la melodía, la voz arrastrada y las guitarras lo has pillado al vuelo y me alegra.
Un abrazo fuerte y gracias, amigo mio. Eres muy amable.

Morgana dijo...

Contigo, y tal como le pasa a Maldito Jueves, a tu lado la gente se siente especial...


Un temazo Wolffo... una letra preciosa, sin duda.

Tres besitos y medio ;)

Un Fosforo dijo...

Tremenda!!!

Si señor. No recuerdo si había escuchado la versión anterior (lo mismo ni la habías colgado) pero todavía estoy alucinando.

Lo mismo no te gustan pero, sobre todo hasta la mitad de la canción, me ha recordado tremendamente a Los Limones. Y tienes razón, es puro Pop Rock.

La armónica te ha quedado de coña. Y me ha dado un punto que hacía tiempo no tenía al escuchar un tema el solo. Sobre todo cómo empieza (aunque me ha parecido que se te escapó una nota al final del mismo, señal de que eres humano).
Es de esos punteos que arrancan y tocas como con rabia ¿verdad?, con la guitarra un poco sucia... son los que más me ponen las pilas y me gustaba tocar.

Fíjate que nunca te comento nada de la letra porque tiendo a quedarme más con la música, pero esta me ha gustado. Es pura lírica, sobre todo cosas como "tu boca es una isla aislada de sabor".


Un abrazo lleno de envida.

PD. Once again no tengo tiempo de leer el post. Esta noche tal vez...

Wolffo dijo...

Morganilla,
qué mona, la tía... Eres un solete, Morgana, en serio, gracias. Y para ti, tres docenas y media de besos.

Fosfie,
colgué la versión anterior hace un par de milenios y está available en WolffoMusic. Es muy parecida, no creas.
De los Limones había algunas que me encantaban, sobre todo, y por encima de todas las demás, El escenario de un club, que siempre me pareció una enorme y maravillosa canción. Normalmente se me escapan mogollón de notas, pero suelo conformarme con que el solo, o el bajo, o la voz, transmitan el espíritu de la canción y me parece que en esta ocasión, incluyendo los fallos, no ha salido mal. Otro fallo son los coros, porque apenas se oyen los Sha-la-las, con lo que a mí me gustan, pero había tanto track, Fos, que algo tenía que sacrificar. Tampoco se oyen las teclas y eran bonitas. Me ha chocado que no hayas dicho nada del bajo, en el que siempre te fijas: el fraseo del bajo en esta canción, cuando se oye, es buenísimo, en serio.

Un abrazo lleno de agradecimiento, fos, en serio. Gracias, amigo.

el_Vania dijo...

Ya he corregido el error de TeleHuevo.
Gracias por tu visita y tu comentario, y si tines tiempo y quieres verlo, YA PUEDES!!
:)
Salud/OS!

Kotinussa dijo...

Pues sí, la letra es preciosa y no, la canción no me ha asustado. Por supuesto que siempre tengo razón, para eso soy la profe a la que, por cierto, los cubanos y su acento le repatean. Así que te advierto cordialmente que si vuelves a repetirme eso de "mi amol" perdemos las amistades para siempre.

Besos.

Un Fosforo dijo...

Veredicto tras una segunda y muy sesuda escucha de la canción:

Sigue siendo una de las que más me ha gustado de las tuyas, o incluso la que más me ha gustado.

En el portátil no se distinguen muy bien los sonidos pero con unos altavces en condiciones, el bajo está ahí. Sí señor.

Tienes razón cuando lo identificas hace un bonito dibujo.

Y sigo enganchado al solo.

Saludos nocturno de tu público fiel.

Buch dijo...

Hola, majete ¿que tal? Te cuento, el javaloscojones no me deja oir el tema (Y no, no insistas, de momento no contaré la graciosísima anécdota que da origen a esta expresión)aunque yo creo que es de hace tanto tiempo que ya lo conozco.
Hoy solo quiero decirte dos cosas:
1) Me ha encantado el último párrafo, como contrapunto a lo delirante (y brillante) de lo anterior. Y
2) Elman sigue vivo y luce un verde esplendoroso.

Wolffo dijo...

VaniaSummersGilmore,
a ver si esta tarde me paso y aprendo de una vez a hacer la masa de la pizza, que ya va siendo hora. ¡Buen provecho! O lo que sea.

KotiMari,
caray, te ha salido no ya la profe, sino la señorita Rottenmaier que llevas dentro. UN beso a ti y sí, será lo que tú digas. No creas que no me pone este rol...

Fosfus,
eres muy amable, en serio. Tienes que tener a mano, para estos casos, unos buenos cascos, auriculares, vaya. De los gordos, de toda la vida, los que te dejan derretido el cerebro. Esos son los buenos.
Muchas gracias y un abrazo fuerte

Wolffo dijo...

Buch, colega,
no te escaparás tan fácilmente, chavalote, y ya he tomado mis medidas para que escuches esta nueva versión y te pringues, friend of mine.
Me alegra lo de Elman, en serio, y ahora, en tu pueblo y en el mío hay que empezar a pensar en la protección que hay que darles, que las temperaturas empiezan a bajar seriously por la noche y de madrugada, sobre todo. Así que al loro.

Joyrider dijo...

Encantadora canción, ¿Hace cuánto tiempo la compusiste?, la letra es myuy buena, y es que las letras para mí, son muy importantes en una canción, a muchos sólo les importa la música y como suena la voz, pero a mí también me interese lo que se dice.


Sería genial ver sucursales de PMI por todo el mundo y más aún laborar en ellas. Lástima que muchas cosas se quedan sólo en los sueños.


Un fuerte abrazo Wolffo!

Wolffo dijo...

Joyrider,
compuse esta canción hace 8 o 9 años y fue, como contaba arriba, una especie de renacimiento. Había estado durante muchos años sin tocar la guitarra, sin componer nada, y de repente, salió esto. Yo creo que las canciones son la suma de la música, la letra y, además, la música de la letra y la letra de la música. Y la magia se produce cuando el valor total de la canción es superior a la suma de los cuatro valores parciales. ¿Ves? por razonamientos como este, el mundo tiene suerte de que no me haya dedicado a la teoría matemática, y me dedique a hacer el lila en un blog: las matemáticas lo joden todo.
Un abrazo a ti, mi querido amigo, y gracias, como siempre, por tus palabras.

Binche dijo...

Jajaja, qué historia más buena! Yo también odio a la Gemio, me parece tan falsa y encantada de conocerse!

La empresa de catering sexual es una idea fantástica, paténtalo antes de que te quiten la idea, por si las moscas.

la canción, como siempre, me gusta muchísima.

Besossss

p.d. perdoname por pasar por aquí de tarde en tarde, pero últimamente no tengo tiempo para nada, y tus post hay que leerlo con tiempo y tranquilidad, no se merecen un "rapidín"! ;)

Wolffo dijo...

Tulipancilla,
Es insoportable, la muhé, ¿verdad? Y lo peor de todo es lo guay que se cree. En eso, ahora que lo pienso, se parece a mí... ejem...
Tranki, Binche, cielo, no te disculpes, que lo entiendo. Mis posts son largos y hace falta disponer de verdaderas ganas para tragárselos. Por eso agradezco (y flipo, de paso) que haya gente tan amable como para venir a leer y, encima, a decir cosas siempre agradables
Un beso mu gordo, Binchi's, y a siguil bien.

Mari Rayas dijo...

La canción la bajé hace un par de días. ¡Y me olvidé de leer el poste y de escucharla! ¡Y ahora intenté escucharla mientras leía pero me concentré tanto en la lectura, que me atrapó, que sólo sé que qué bonita suena pero qué dirá! Va de nuevo, pero si así nomás me gustó, creo que mejor no la escucho otra vez, puede ser grave...
=)

Besazos,Wolffo, preciosa la canción, y también el escrito, no ando muy original pa expresarme, je

Wolffo dijo...

Rayas,
algo perverso hace que la gente se disculpe cuando no escribe un comentario de tres folios. No, preciosa,no. Saber que lo lees es para mí más que suficiente, no hace falta nada más.
Yo tampoco ando muy fino de expresión últimamente, pero me encanta ver que sigues viniendo, a veces pienso que algo que escribo, o que no escribo, está echando a mis viejos amigos de las Peroratas. M encanta ver que, en tu caso, no es así.
Muchos besos y muchas gracias, Rayitas. Eres un solete.

ARARAT dijo...

Llámalo como quieras pero eso es prostitución y de la mala, alguien debería cerrarte el blog por apología del vicio.

Cuando contabas lo de las guitarras, el trombón de varas, la vihuela y el laúd me vino la imagen del Hombre Orquesta, uno que salía en la TV cuando era pequeño y que yo odiaba, me ponía nervioso verle tocar tantos instrumentos a la vez, sólo deseaba liarme a pedradas con él.

Buen finde!

Un Fosforo por fin en viernes dijo...

Buenísimo.

De verdad, acabo de tener un rato relajado (en casa) y lo he leído. Casi me da algo.

Me encanta lo de la Gemio.

Y Lo del pubis peinado a raya con melenilla es mundial.

No te lo vas a creer pero un día me pasó. No recuerdo el sítio donde estaba aparcado (creo que por Guzmán el Bueno o por ahí) pero, hace unos años, encontré un papel de publicidad (de esos que dejan en los limpias del coche) de un negocio de peluquería.
Ofrecía (a modo de menú) un catálogo de servicios de peinado, tintes y, especialmente, depilación y arreglos púbicos. Había cosas majestuosas como:

- Ingles brasileñas. (El típico cepillín, vamos).
- Ingles californianas.
- Alisado del pubis (Como el de tu relato, para peinar melenita)
- Teñido en diferentes colores.
- Decoracion con motivos tipo mariposa...

Ni decir tiene que me lo llevé a la oficina y estuvimos como una semana haciendo el gil con el papelito.

Un abrazo maestro.

Wolffo dijo...

Araraito,
no des ideas, anda, que hay mucho iliposhas suelto. No me puedo creer que en una cabeza tan progresista como la tuya no quepa el concepto del Cariño Corporativo, es asombroso, de verdad.
Sobre tus cariñosos comentarios sobre mi música, en general, te diré que el hombre orquesta del que hablás era mi abuelo y que me ofende tu falta de sensibilidad social y tu concienzuda cruzadapor volver a la caverna. ¿Es que no sabes nada de la solidaridazz? Todo se puede decir con una sonrisa. Por ejemplo, eres un cabroncete, con una sonrisa, ¿ves?
Pos eso.
Un abrazo, prenda, y buen finde a ti.

Fosfus,
tú también eres admirador de doña Isabel, por lo que veo...
No consercarás esa octavilla, ¿verdad? esas cosas me encantan. Un jefe que tuve de jovenzuelo coleccionaba publicidad infecta y tenía algunas piezas realmente notables. Le hubiera encantado tu menú de chochos.
Y a mí, claro.
Bueno, Fosfus, pasa un buen finde, relájate en compañía de tus tres chicas y muchas gracias por encontrar un ratito para leerme.
Un abrazo, amigo mío.

Un Fosforo dijo...

Pues no la conservo, y es una pena por que hoy sería un incunable.

Lo mejor de todo es que no era únicamente para féminas, el alisado púbico lo ofrecían también para nosotros.

Inimaginable.

Un abrazo.

Wolffo dijo...

Caray,
esto es casi un chat.

Yo sí me lo imagino: primero un alisado, unas mechas rubias y un corte por capas. Luciría un desenfadado despeinado de esos que se llevan hoy. Estaría guapo de cojones, no digas que no...

Abrazos sabatinos.

Ararat dijo...

jajaa de verdazzzz cómo te pones!
si yo lo decía con una sonrisa, me he comido unas plantas de esas que crecen en Cerdeña y que te dejan un rizzztus tipo ZP y etoy que no paro de sonreir, cuando salgo de casa hasta los gorriones me saludan
Sí, cambiemos el mundo con sonrisas

Wolffo dijo...

Ararat,
es que con las cosas de familia, soy muy sentido aunque la verdazz es que soy también muy de eso de las sonrisas y todo ese rollo macabeo.

Abrazos, abrazos.

mahomal dijo...

Muy bien el post; muy ocurrente, fluído, divertido y con final "verdadero". Y la canción ya te dije que me encanta: la música mucho y la letra mucho más. Qué le vamos a hacer, soy de las lectoras a las que les basta 10 palabras para realizar una crítica literaria y 6 para una musical. Y me quedo más ancha que larga.

Y ahora digo yo: ¿qué vas a hacer las mañanas de lunes o martes que viene?. No te quejarás, te doy dos opcionesz a elegir. Y la crema de almendras se te está enfriando

Besos a la montaña (o Alá mon Tanà)

Wolffo dijo...

Vaya, Mahomal,
me encanta cuando escribes así, dejándote llevar, porque dices cosas muy graciosas. Este comentario tuyo me hace sonreír como un gilipuertas.
Y sobre el segundo párrafo, no digo nada, porque ya he leído tu correo, así que...

No debemos desfallecer, no obstante, eh?


Muchos besos, calamidá...