jueves, diciembre 22, 2005

En el mar (verano del 83)

Este post es largo, así que ponte la canción y lees mientras suena.
Tiene adivinanza al final. Sólo para los más listos.



Powered by Castpost

Esto es una colección de sensaciones. Soy de tierra adentro y la visión y el olor del mar me emociona como pocas cosas. La canción es una baladita apañada con mucha guitarra acústica y armónica, mucha percusión y la ocarina como estrella invitada en la introducción. Lo que se hace dolorosamente patente con cada nueva canción es que necesito grabar mis temas con una banda que me ayude a ensanchar el sonido, que aporte ideas. Si escucháis los 5 y poco que dura la canción, veréis que después del solo, le hace falta algo a la canción. En mi cabeza estaba claro, pero no he sabido plasmarlo. De esta segunda parte me encantan la armónica temblorosa y los versos que se repiten, que son juegos de lenguaje muy típicos de mi forma de escribir.

(empieza el post, coño)

En el verano del 83, Puerto de Santa María.

Yo acababa de comprarme una maravillosa Lambretta 200, a la que añadí tres faros supletorios, 4 espejos retrovisores y un soporte para la rueda de repuesto que hacía de respaldo para el pasajero. Todo muy mod.

A veces, salía simplemente a montar. Me gustaba el olor de la costa de noche. Aquélla noche, no sé cómo, pero acabé en el embarcadero, frente al velero de mi querido y cándido Raúl, un gaditano alto, guapo, agitanado y experto patrón. Aquéllo estaba vacío.
- Estaría bien, ¿eh?

Le dije a mi Lambretta dándole unas amistosas tobas. No me contestó. No suele hacerlo, no es muy habaladora que digamos. Así que puse el candado a la moto y subí al barquito, solté la cuerda que lo sujetaba a tierra (que tiene un nombre, pero ni flores) y me lancé al mar bravío.

Ahí estaba yo, midiéndome al mismo Neptuno, sin tridente ni nada de eso, pero navegando, y el viento (fuerza 6 o así, no sé, por decir algo con sabor marino), me tenía a su merced. Vi alejarse la costa poco a poco y como la cosa estaba tranquila, decidí zamparme el cucurucho que había comprado de bienmesabe, que no sé que pez será, pero que está riquísimo. El barco parecía funcionar solo, así que me pareció que lo más inteligente era dejarlo a su aire; al fin y al cabo, él tenía más experiencia que yo en estas aguas y yo conozco mis limitaciones. Era una noche normalita, tirando a bastante buena, no sé si me explico. Quiero decir que el cielo no estaba lleno de estrellas ni nada de eso, pero la temperatura era demencialmente buena y no había nadie que me molestara.

Podía tirar un pedo, si quería: era libre.

En vez de eso, encendí un Lucky que me supo a gloria bendita (en el 83, fumarse un pitillo era legal). Allí estaba yo, mirando las estrellas (no demasiadas), con un Lucky entre los labios y la panza llena de bienmesabe, más feliz que un canguro tonto. Perdí la noción del tiempo, como quien pierde el mechero. No sé, cuando salí de casa la llevaba en el bolsillo, pero allí, en mitad de la noche, como un atlántida solitario, ¿para qué me hacía falta la noción del tiempo? Es más, ¿para qué me hacía falta noción alguna? Lo que de verdad me apetecía es cantar a voz en grito algo apropiado, y no se me ocurrió nada más apropiado que una canción de Perales que decía que a su barco le llamaba libertad y gaviotas y unos ojos en el cielo y tal y estaba dudando si cantar o no, cuando recordé algo mucho mejor; empecé a cantar:

- ¡RON, RON, RON, LA BOTELLA DE RON!

¡RON, RON, RO...

Pero, de repente, me dió una vergüenza tremenda estar gritando eso en medio del océano y volví a callarme, esperando que nadie me hubiese oido, y a concentrarme en el cielo. Me entró un soporcillo encantador. ¡Qué mierda, con lo que estaba disfrutando, me iba a quedar dormido!

Me dispuse a resisitir. Pero fue inútil. Me dormí como una marmota.

INTERMEDIO: HAGA CLICK Y SIGA LOS CONSEJOS DE NUESTROS PATROCINADORES ------->

Una ola me despertó. Parece ser que Neptuno se había mosqueado y empezó a alborotar las aguas. ¡Vaya, la cosa empezaba a complicarse! El barquito empezó a menearse y si no hacía algo, acabaría sirviendo de pasto a las merluzas. El problema estribaba en que yo no sabía qué demonios podía hacer. Las velas iban de acá para allá, como endemoniadas y el volantito rodaba como una ruleta del Mississippi (puede que sobre alguna ese, o alguna pe, pero eso no altera el espíritu de mis palabras). Como lo de las velas me parecía más complicado, cogí las cuerdas y las até como pude al primer sitio que encontré para que estuviesen quietas. Luego cogí el volante y lo mantuve firme, contra viento y marea, para demostrarle al barquito quién mandaba ahí.

Vi un delfín. Extraño. Él sí que estaba tranquilo. Jugueteaba, hacía fintas a las olas y se reía de ellas. "He aquí un mamífero inferior, que, hoy por hoy, me supera claramente", pensé. Juraría que me hacía señas para que le siguiera, y algo en su cara me hizo desear hacerlo, pero me daba vergüenza hacer el ridículo con mi poca pericia, así que no hice caso y continué con mi recital particular de pésimo marinerismo, jurando en arameo. El delfín se elevó sobre su cola y manteniéndose así, como si estuviera de pie sobre las aguas, me dijo:

- Vamos, no seas tonto.

- No, es que no sé como hacer para que este maldito barco me haga caso; no soy un lobo de mar, precisamente.

Bueno, entonces, el delfín puso cara de "Ay, ay, ay, no se os puede dejar solos", saltó y ¡hops!, ahí le tenía, tendido panza arriba, en la cubierta de mi barco. Era un delfín hermosísimo. Una monada, vaya. Me dijo:

- Agárrame la aleta.

Yo me quedé quieto. Nunca había agarrado la aleta de un delfín y bueno, será un mamífero, como yo, pero tiene una pinta de pez tremenda. Y hacer buenas migas con peces nunca fue mi ideal.

- ¡Vamos, no te quedes ahí parado como un estúpido y cógeme la aleta!

- Está bien - contesté. Y, con un mohín de repelús, cogí su aleta derecha. En contra de lo que esperaba, era cálida y agradable, y me traspasó un calor muy inquietante. En seguida, la parte superior del bellísimo delfín se transformó en figura humana y me encontré de rodillas, tomando por la mano a una espectacular sirena.

Yo no sé si alguno de vosotros ha visto alguna vez una sirena por ahí, mientras os peleábais con las iras de Neptuno en la mar océana, pero a mí me causó una gran impresión. Yo creía que las sirenas eran como las de las pelis, con gran melena roja, sujetador de algas, cola de sardina y con más ganas de exhibirse cantando que Plácido Domingo; pero ésta tenía algunas diferencias. En primer lugar, no tenía el pelo largo. Tampoco era una exhibicionista que se arrancaba con una cancioncilla a la primera oportunidad. Pero lo que más me impresionó fue que no llevara el clásico sujetador de algas. Las tenía al aire. Me impresionó tanto que solté su mano.

- ¡Eres una sirena! ("¡y qué buena estás!", añadí para mí mismo)

- ¡Que no cebollo! - me dijo ella-, lo que ocurre es que me has soltado la mano muy pronto, y no he podido transformarme del todo. Anda, vuelve a cogerme la mano.

Mi Madre me enseñó que es bueno obedecer, pero no estaba. Ella insistió.

- ¡Vamos, hombre! Ser delfín y estar en el agua está bien, pero ser chica y no poder mover las piernas en la cubierta de un barcucho cuyo único tripulante no deja de mirarte las tetas es bastante incómodo.

Me sentí bastante deprimido porque me notaran tan pronto que soy un salidete, así que hice caso a la sirena y volví a coger su mano. Tal como ella había dicho, se transformó en personita, y estaba completamente desnuda, así que le cedí mis pantalones, no sin antes echar alguna que otra miradilla, y mi camisa. Ella se rió de mis boxer (color rosa con marciales formaciones de ranas verdes separadas, de cinco en cinco, por hermosos juncos, verdes también) y de mi camiseta de Goofy.

- ¿Sabes conducir un barco? -pregunté.

- Pilotar - dijo ella secamente-. Sí, claro; y además, conozco estas aguas como la palma de mi mano.

- Bien, entonces, como yo no conozco la palma de tu mano, será mejor que me ponga ahí delante...

- A proa - dijo ella.

- ...vale, a proa, igual que hacen los defensas que se lesionan y se colocan de arietes cuando el mister ya ha agotado los cambios, ya sabes, para no molestar, y tú te encargas de manejar esas endiabladas cuerdas...

- Cabos.

- ¿...?

- Cabos; se llaman cabos, no cuerdas. Oye, tú, ¿de dónde has salido?

- De mi casa; salí a dar un paseo y bueno, se complicó la cosa. Creí que bastaría con manejar el volante ese...

- El timón - volvió a corregir.

Bueno, la travesía continuó entre verbales meteduras de pata por mi parte y correcciones de mi acompañante y ella, diestramente, me condujo a una hermosa playa.

- Ven - me dijo. Y me llevó a través de unas rocas color bermellón como nunca antes había visto. Se acercó a mí y me dijo al oido, susurrando - Cuidado. No hables alto. Estamos en la sima del Gran Eco, y cualquier ruido, podría hacerte enloquecer. ¿Quieres bailar?

- ¿Bailar? - pregunté incrédulo. Siempre juzgué ridículo el ritual del baile, de cualquier baile, pero ella estaba muy buena, y la perspectiva de agarrar su cintura me pareció óptima.

- Sí, bailar. Mover sincopadamente el cuerpo al ritmo de la música - dijo ella sarcásticamente.

- Sí, sí, claro que quiero.

- Bueno pues, escucha - y se separó un poco para gritar, haciendo megáfono con las manos -: ¡¡MU...SSSS...ICAA!! - y aplaudió una sola vez.

De repente, empezaron a llegar ecos de su voz y de la palmada que, poco a poco fueron mezclándose y conformando una música hipnotizadora. Yo nunca he sabido bailar, pero aquella música... ¡ufff…! Mis manos cogieron por la cintura a la extraña mujer que sabía dominar los ecos, y empezamos a bailar. Aquello era de verdad. Flotábamos. Me acerqué a su oido.

- ¿Cómo te llamas, mujer?

- Hidd-Nak.

- Bien, Hidd-Nak, ¿puedo llamarte Hidd? Me es más fácil.

- Yes - dijo ella con aire quedón.

Y entonces hablé yo:

Cuando todo termina,
apareces tú;
ninfa tangible
duende de paz
inquieta ambición.

epónima de mi corazón sangrante
razón de mi andar oscuro,
erebo por tu ausencia
sombra que me das frescor

meseta inalcanzable,
instrumento de virtuosos,
afínate junto a mí.


Esto lo escribí hace 12 años, más o menos, excepto la aclaración sobre el fumar. Se trata de que adivines cómo se llamaba la chica a la que quería ligarme con este relato. Pista: hay que fijarse en los principios del final.

63 comentarios:

felipe dijo...

candi eres mía.

cordial saludo, disfrute mucho tu relato.

Niniadulze dijo...

Jo, ia lo ha dicho felipe y no nos ha dejado a los demás xD. Candi ... me gusta. Suena a piruleta o algo asi en inglés :D Dulce dulce. Un puntazo que el delfin te llamase estúpido xDD.
Me ha gustado el relato. Es genial recordar cosas de hace tanto tiempo :). Muchos besos :***!! (y feliz navidad otra vez, tengo el impulso de decirselo a todo el mundo xD)

Mons dijo...

Me ha encantado, como me encantas tu! besos amigo!

Wolffo dijo...

felipe
vaya hombre... tu astucia le ha estropeado el juego a todo el mundo... Eso me pasa por tener lectores mucho más inteligentes que yo. Enhorabuena y gracias por todo. Un abrazo y Feliz Navidad.

niniadulze
no sólo cuenta la astucia, sino también la rapidez... Felipe ha sido el más hábil. Si hubieras conocido a Candi, te gustaría más aún. Ella nunca supo nada y creo que es mejor así. Un besote y Feliz Navidad, que a mí me pasa lo mismo.

mons
si hablamos de quién encanta a quién, ya sabes que yo te gano, porque tú y lo que de ti ha salido, me encantáis más a mí. Feliz Navidad otra vez, niña.

Wolfósfora dijo...

Pues no sé si te diste cuenta o no, pero yo he encontrado otro mensaje cabalístico en tu escrito. Te doy las pistas de lo que también le dijiste en silencio:

"El inicio de lo que acaba"

"La mitad de lo que no cesa"

"El final de lo que no tiene luz"


¡Me encantan los juegos!.

Una historia como de cuento que en tu joven imaginación ya predecía lo que serías capaz de escribir en tu madurez.

Besos con sabor a mar.

Cris dijo...

Sabes, yo también soy de tierra adentro, y en los años que llevo ya viviendo cerca del mar me he dado cuenta de que no me gustaría vivir en ninguna otra parte.

Cómo me gustaría llevarte de conductor de mi barco, el día que tenga uno...
(¿o era de piloto?). Por que es que no sé por qué me da que lo harías igual de bien que lo que se muestra en este relato.

Leerte es uno de los momentos más buenos del día.
Un beso Wolffo.

Princesa del Guisante dijo...

¿y fue tuya? :P
Oye, una cosa, lista como para ver el nombre y la frase vacilona sí, pero como para escuchar la canción al tiempo que leo, no, no te he hecho caso. Vamos, que lo he intentado pero no he podido, malditas mechas...
Yo siento la fascinación del mar también, se conoce que es algo común a los de secano, aunque mis mares son el mediterráneo (por encima de todos) y el caribe.
Y la sirena, muy mona, seguro, pero qué manía tiene la gente de mar con que todo el mundo hable su jerga, como si no se nos entendiese con las palabras de toda la vida lo que queremos decir. Luego ellos dicen "atracar la paquetera" en lugar de aparcar la furgoneta y se quedan tan anchos.
En fin, un beso, querido Ulises.

Koalilla dijo...

Me encanto la historia Wolffo!!!
Aprovecho a saludarte nuevamente por la Noche Buena y Navidad. Felicidades para vos y toda tu family !!!

Besos!!!

Manuela en la Trastienda dijo...

Una se sienta al pc y piensa: voy a ver si disfruto un ratito.
Actose guido pincha en favoritos: EL wolfo
Y nunca sale defraudada.
Besos, hermoso

David Saä Viccenzo dijo...

Es abrumador, todo un honor el que hayas hecho eco de tu memoria. Gran hombre, cada vez me siento más unido a ti. Incombustible, te envío mi aliento.

Wolffo dijo...

Wollie
bueno eso es exprimir de verdad las cosas... explícame eso, que no lo pillo. Tampoco era tan joven, ¿eh? en el título pone verano del 83 pero lo escribí hace 12 o 13 años. Recibo alborozado tus besos, baby, y te los devuelvo redoblados.
¡Feliz Navidad!

Crispulain

Cuando quieras, darling, pillamos tu bote y te doy unas vueltas, nos vamos a hacer unos trompos por ahí y todo eso. Eso sí, ¿tiene intermitentes tu barco? Ver que insistes en leerme, eso sí que es uno de los momentos buenos del día. Besos gigantes, Cris.
¡Feliz Navidad!

Guiss

no lo fue; ni si quiera se enteró de que me hacía babear; mujer es que tú no pones la canción para que suene, sino que pretendes escucharla y tó... Yo creo que el mar nos fascina a los óptimos, en general, que pensamos que el lenguaje del sentido común vale pa tó. Pero es un poco irritante, ¿verdad? Un beso a ti, truchita mía (se me nota un poco más inculto que tú, ya lo sé, pero ca uno es ca uno...).
¡Feliz Navidad!

Koalilla

Y a mí me ha encantado volver a verte por aquí, de verdad. Yo también te mando mis mejores deseos para ti y tu familia.
¡Feliz Navidad!

Manu

eso que has escrito es algo tan bonito que me da vergüenza no responderte si no es con un poema profundo:
Cuando entro en Frutas Manuela
mi imaginación vuela,
¿cuela?

¿A que es bonito? Un beso gordo, Manu, eres un sol.
¡Feliz Navidad!

Säa Viccenzo

Gran hombre, eso sí que es verdad; pero mi propósito para el 2006 (sí, hijo, soy tan vulgar que tengo propósitos de principio de año) es perder un montón de kilos y no volver a ganarlos jamás. Recibo tu aliento, eso sí, y mola; te agradezco tus palabras, de verdad, Adelfus.
¡Feliz Navidad!

Wendeling dijo...

Me hubiera encantado que intentaran hacerme suya de esta forma tan deliciosa.

Pero ná... no se puede tener todo.

;)

Besos de una maia (ojalá me llamara Candi).

Alfredito dijo...

La cándida sirenil Candi y los sueños lisérgicos de The Who. Buena mezcla para una noche de olas.
Un día de estos te mando un poema que le escribí a una amiga con el mismo recurso, es gracioso ya verás (lo tengo en el cole, y estoy de vacaciones, jeje).
Un abrazo navideño.

Aviador vividor dijo...

Yo encontré una vez a la sirena, pero yo vivía en tierra firme y ella en las profundides, y la distancia hizo que la dejase marchar. Bueno, no es que la dejase, es que fue inevitable.

Egoístamente no quiero que encuentre a un sireno y rehaga su vida. Lo reconozco, soy egoista. Quizás, porque aún quiero que salga a tierra firme y podamos volver a estar juntos.

Pero la distancia es peor que cualquier otra cosa en una relación...

Wolfósfora dijo...

Joe Wolffo!, reconozco que soy un poco retorcida, pero me niego a explicar chistes, anuncios u otros.

¡Feliz Navidad!

Wolffo dijo...

Wen
a lo mejor a Candi también le hubiera gustado... quién sabe. Tú estás muy bien llamámdote como te llamas y siendo la maia más guapa del mundo. Besos, maia, muchos besos y...
¡Feliz Navidad!

Alf

un día busco en mis fotos viejas las fotos de mi Lambie y las cuelgo. Era preciosa. A ver ese poema, a ver... Un abrazo
¡Feliz Navidad!

AviaDro

me solidarizo contigo: que se mueran los sirenos y que esa vieja amiga se traslade a la playa de las Canteras. Estamos en Navidad, deseémonos lo mejor. ¿No es posible reducir las distancias? Un abrazo.
¡Feliz Navidad!

Mi querida Wollie

Es que soy muy cortito... ¿y si me mandas un mail? Haz una cosa, dame una pista, ok?
¡Feliz Navidad!

Wolfósfora dijo...

De la pimea del pime, la pimea de la tecea.

De la quinta del primer, la segunda de la primera.

De la segunda del segundo, la tercera de la quinta.

Jajajajajajaja... y si no lo adivinas, no será porque no te lo he puesto a ¡"huevo"!.

No tiene mayor importancia, son chuminadas mías.

Besos de "La Wollie"

Wolffo dijo...

jo... lo intento, de verdad...

Wolffo dijo...

tnc?

Wolffo dijo...

Wolliiiiiiiiiiiiiieeeeeeeeee!!!!!!!!!!!

wolfósfora dijo...

No son iniciales, son ¡SÍLABAS!.

Wolffo dijo...

Ah...
joé qué pavo soy!


Yo también, Wollie
¡Me voy que me esperan! Pero ahora, con una sonrisilla.

Trini dijo...

Wolffo que relato tan bonito. Me ha gustado mucho y el poema final también.

Un abrazo y Felices fiestas, amigo.
Besos

Andaya dijo...

FELIZ NAVIDAD wolffito.

Manuela la culta dijo...

Eso se llama acróstico, que me lo ha confirmado Oz.

La DiviNa GiLda dijo...

el acertijo con tanta pista era facil wolfillo no nos subestimes..pero es que como es eso deligarte a chicas por historias??? ende luego es que somos uns pobres ingenuas esta claro....!!!!

ojitos que no se si has navegado arguna vez, pero la sensacion de libertad la has descrito perfestamente incluo con tormenta.... lo de la lambretta me ha dejado ya descoloca....

Buch dijo...

No es por hacerme el listo, pero la frase "..pero tiene una pinta de pez tremenda" solo la puede escribir un genio. No sé lo que pensará el resto de comentaristas pero para mi eres un genio....

Aunque feo, feo de cojones

Wolffo dijo...

Trini
me alegra que te guste, reinona, pero el poema es malillo, si le quitamos el truqui. Feliz Navidad a ti también, niña, que el 2006 sea bestial.

Andaya,
Feliz para ti también, Andaya.

Manu
jajajajajajaja, me gusta tu alias, Manu, pero si me lo hubieras preguntado a mí, yo mismo te lo habría dicho. ¿Oz no era un sitio? ¿O es alguien que hizo la mili contigo? Porque en la mili, Buch lo sabe bien, es corriente tener un amigo al que se llama Zaragoza, por ejemplo. Un beso y feliz Navidad otra vez, fruterilla mía-

MariGildi's
la verdad es que sí, Gildix, tienes toda la razón, poner un acetijo tan a huevo es tomar al personal por idiota; lo siento en el alma. Si fuese guapo, intentaría conquistar a las chicas haciendo ojitos, pero como mi físico es deficiente (bueno, más bien excedente) chica que me molaba, zas, le atizaba un cuento, a la pobre. Por eso mi revólver tiene tan pocas muescas... Navegar, una vez me llevaron a dar una vueltecita alrededor de Menorca y eché hasta los calostros, mujer, una pesadilla. Y lo de la Lambretta, una de las pocas verdades de este post. Un beso muy fuerte, Gildix, que te quiero buuucho y que tengas una feliz entrada y salida y todo ese rollo. Un beso.

Buch,
habló el guapo... ¡no te jode! Mira, en vez de tanta tontería, vete practicando ese solo de guitarra y mira a ver si encuentras por esos mundos "Mrs. Brown you have a lovely daughter" de Herman's Hermits y hablamos. Estoy pensando en I feel fine, también.

Grial dijo...

Después del paseito con la sirenita debes de ser un ¿consumado? piloto ...
Un beso salao ;)
Pd. Cuantas veces has visto Splash,
Wolffito de mis entretelas ???
Pd2.Felices Fiestas!!!
( mas vale tarde que nunca :s )

Malamala dijo...

Espero y deseo de todo corazón que hayas podido con el pavo, pollo, pulpo, cerdo, langostinos, turrón, champán, pepsi, u lo que ustedes consideren que es celebrar estas fiestas, espero y deseo de todo corazón que estés siendo muy feliz con tu familia y tus cositas y que continúe, que aún no hemos acabado de rellenar los píloros, los duodenos y las caderas...
Muchos besines¡¡
(Sigo con los problemillas de la conexión, ay..)

BUch dijo...

Que, machote, ¿escribes algo o nos releemos esto una y otra vez?

Lostie dijo...

Huy, qué de comentarios...
A mí me mola lo de "ninfa tangible".
Y no es mal sistema para ligar, eh?
Besos

LunaNegra dijo...

El arte del ligue es "mu duro" no te creas que hay poca gente que realmente tiene arte para ello, de entre los cuales yo no me encuentro jajajajaja, yo me dejo ligar, es mucho más cómodo.

Ah! y se llaman amarras jajajajaja ;-P ¡Soltad amarrasssssss! Son los cabos ó cuerdas que se utilizan como sistema de seguridad para que la misma no se vaya a mitad del horizonte, osease es la cuerda con la que se ata el "barquito" al puerto ;-P ... una que viene de familia navegante ;-PPPPP

Bueno me despido hasta dentro de unos días, cuidateme mucho y sigue "asín" que se te echa más de menos todavía.

Un besote para tí y los amigos. Muakssssssssssssssssss.

De camino van, de camino vienen los tres Reyes Magos venidos de Oriente, acostaros pronto que si no, no se detienen. Chauuuuuuuuuuuuuuuuu.

blenfes dijo...

Y yo que venía tan emocionada, diciendo: seguro que de los 33 comentarios precedentes, nadie se ha dado cuenta de la presencia de Candi.....Y plaf, la primera en la frente...je je
Este Felipe¡
Me encantó este relato, de los buenos que he leído.
Sólo alguien como tú, podía comenzar una noche con un cucurucho de bienmesabe y acabarla bailando con una ninfadelfinsirena.
Ole, que arte....
Besos

Buch dijo...

Hala, hala, tu no escribas ni nada. ¡¡Ayyyy, perezosillo!!!

sabelilla dijo...

Joer, Wolffo, delicioso...tiene de todo tu paseíllo en medio del océano...
También me pregunto qué clase de merluza querría comerse a alguien relleno de bienmesabe...

Un montón de besos, que acabes bien el año, wolffillo.

Lostie dijo...

Feliz añooooooooooooooooooo.........
Muack

azzura dijo...

Feliz Año wolffo.. y sin rima por fin ;;))

white dijo...

Feliz año wolffo, un besazo y que el año que viene te traiga por lo menos, la misma inspiración que este que termina ( y todo lo que quieras más)
BESAZO

Gatopardo dijo...

¡Esa sirena pa mí que era una pelandusca!
¡Vaya vacaciones!

Manuela dijo...

Feliz año, guapo. Que se te cumplan todos tus sueños menos 4 para que así puedas continuar teniendo ilusión en tu vida.

MaRioSe dijo...

Feliz 2996!!
Ja ja ja ¿te imaginas?
¿Existirá el jombre?
Buenoooo, que feliz ano!!
que diga ¡¡¡Feliz año nuevo!!! (recién nacio)
Que sigas con esa imaginación tan libre, tan tuya, tan Wolfa!
Besosss.

Reina de las Nieves dijo...

Feliz año, wolffo, que sea de los buenos.
Un beso

mot dijo...

¿Pensabas que no iba a venir? Ché, qué poco me conoces. De las navidades ni hablamos. Del mar, el barco, la sirena y el atún, hablamos todo lo que tú quieras, pero déjame antes desearte feliz año, que he oído por ahí que si no le deseas feliz año a wolffalo una maldición cae sobre ti, como la de George Carrington que, por cierto, al final no se suicidó el día de navidad (por pereza).

Lo mejor, de verdad.

Malamala dijo...

Yujuuuu
Feliz año¡¡¡

Mala, quién si no? dijo...

Que no rima??

Feliz 2006 y los que fumais os jodeis..

Jajajajajajaa

Wolffo dijo...

zos y
Feliz 2006

Lostie

sobre el papel, no, no es mal sistema, pero resulto ser absolutamente ineficaz. ¡Y eso que entonces era delgadito! Bresos enormes y
Feliz 2006

LunaNegra

Amarras, dices, ¿no? Aunque no lo creas, soy hijo de marino, educado y criado en las reservas (como las de los indios) en las que crecemos los hijos de marinos. Iba a un colegio de marinos, vivía en casas de marinos, compraba en supermercados de marinos, me curaba con aspirinas de las FAS... pero no se me ha pegado nada, hija, soy inmune al sentido común. Un beso y
Feliz 2006

Blenfes

mucho felipe pa tan poco coco como atesoro yo. Eres un solete, blenfes. no sé, me caes de puta madre. Un beso enorme y
Feliz 2006

ESTOY VIENDO QUE ESTO DE PEGAR FELIZ 2006 EN CADA COMENTARIO ES UNA MIERDA CANSINA. ASÍ QUE YA BASTA


Buch
lo mismo de antes, compare...

Lostie
Feliz a ti, mi niña. Un besote.

white
A ver si me tare un poco de pasta, que no vendría mal. Un beso y mis mejores deseos para ti, white bonita.

Gatopardo
ojalá hubiera sido un poco más pelandusca, jovenzuela, ojalá... En cuanto a las vacaiones... estoy pensando en que seas eternas. Pero en fin... veremos. Un beso gordo, que sé que te debo cosas, pero estoy un poco al límite.

MaRioSe
Feliz para ti, niña, que sigas con ese humor tan optimista y deslumbrante. Besos gordos.

Reina de las Nieves
Esos espero para ti, mi reinona, eso espero para ti... Dos besos.

mot
La verdad es que me sorprende verte, compañero, pero por haberme asomado yo, que llevo días esquivando esto de sentarme en el ordenador y abrir blogger... Lo mejor para ti, y a ver si dejas esto y te pasas con plumas y bagajes al papel. Que sea así.

Mala
¿eso es que se acabaron un problemas de conexión? ¡M'alegro!

LunaNegra dijo...

Anda eso me suena... y tenemos algo en común! Vaya vaya...

"Amore" no te tomes lo de sentarte enfrente del ordenador como una obligación obligada... sino malo, dejarás de escribir y eso creo que a los que casi diariamente abrimos esto para leerte nos entristecería. Hazlo como, cuando y de la forma que tú quieras.

Un besazo enorme y espero seguir viendote, creo que sino me faltaría algo al entrar en este mundillo.

;-)

LunaNegra dijo...

"Pocierto" ¿Cómo se llamaba la chica? ;-/ no lo he pillado

LunaNegra dijo...

Coñe... ya... ya Candi no? ;-) a la décima he caído. ;-P

La DiviNa GiLda dijo...

te echo de menos petardoooooooooo te llego mi sms???

Manuela dijo...

Queridos Reyes Magos, como sé que leéis el blog de Wolfo he decidido añadir un regalo más a última hora, que la carta ya la he enviado.
Me gustaría pediros para todas las personas que nos pasamos por este rincón y para el autor unos cuantos sacos de buen humor y que nos toque de una jodida vez la lotería, que nos tenéis hartos de estar siempre con la ilusión hasta la última bola pa luego no pillar más que cuatro reintegros, joder!
Prometo ser buena y sacarle lustre a las chirucas de currelo para que me las llenéis.
Besitos y cosas de esas.
Manuela

LunaNegra dijo...

Voto por el deseo de Manuela "ma gustao"... a ve si ahora cae algo ya que en la del 22 "amos" ni el reintegro ;-/ y vale bueno... deacuerdoooooooo no me comeré los dulces de los camellosssssssssss.

Aunque ya sé de dónde vienen los niños ;-P nunca pierdo la ilusión en esta noche tan mágica. Disfrutadla que solo pasa una vez al año.

Eragile dijo...

Muy bonito Wolffo! ¿Y te funcionaban esas cosas? Yo ya estoy por hacerme celibe y meterme a un monasterio budista de clausura, que no se si existen.

MaRioSe dijo...

onde tas?
Tas bien?
Queremos más wolferias!!
Besos

Manuela dijo...

Tardas...

Anónimo dijo...

ohhhh siiii vuelve a escribirrrrrrrrr siiiiiiiii

Fray Barriga dijo...

Vuelve

Un Fosforo dijo...

Pero bueno ¿dónde te has metido?



Se te echa de menos, que lo sepas.

Buch dijo...

Lo del Chapi Ferrer te lo estás mereciendo con creces. B

Koalilla dijo...

Wolffo , por donde andas ?? Espero que estes bien !

white dijo...

wolffo, te has portado bien? te han traido muchas cositas los reyes?
Venga, vuelve que se te echa de menos. Besito de año nuevo

Wolffo dijo...

bueno, en fin, que ya publico algo.

Toy desganao.