miércoles, junio 07, 2006

La lluvia que no cesa (Subtítulo 1: ¿Por qué lo llaman "paz" cuando quieren decir "métemela"?) (Subtítulo 2: Go, gotzone, go!)

Bob Dylan nos avisó: A-hard rain's A-gonna fall. Qué razón tenía, el tío.

Llueve miedo.

Sólo imaginar un País Vasco autodeterminado bajo la tutela de héroes como Josu Ternera, es un horror difícilmente igualable.

Sinceramente, aparte de "te condeno a que te pudras en la cárcel", hay pocas cosas más que hablar con un asesino, "mirándole a los ojos". Y esa prerrogativa la tienen sus jueces. Cómo me gustaría ser juez, a veces...

El gran Otegi, a quien se nos presenta como un "hombre de paz", es un terrorista, delincuente y no presunto, precisamente: era conocido como "el Gordo" en sus tiempos de etarra y participó, y fue condenado, por secuestro. Un maldito delicuente. Un cobarde asqueroso que pasea su jeta despreciable en libertad y los necios le dan cuartelillo.

Y sigue lloviendo.

Y lo peor es ver cómo se posiciona el canalla. Siento náuseas cada vez que veo al memo redomado que hemos elegido (sin mi concurso, por supuesto) como presidente hablar de paz, cuando lo único que quiere es aparecer él, un egocéntrico enfermizo, como el centro de la vida española... en paz.

Muchos dicen: ¿Pero no merece la pena tragar unos sapitos para lograr la paz?

Sinceramente, creo que no se trata de eso.

Se trata de la libertad, del estado de derecho, de la ley.

Todos estamos obligados a cumplir la ley.

No podemos premiar a los que no la cumplen (los terroristas) negociando con ellos sus pretensiones mamarrachas (autodeterminación, Navarra, País Vasco Francés, amnistía) a cambio de que cumplan la ley.

Según ese razonamiento idiota, yo quiero, por haber cumplico la ley, y bajo la amenaza de dejar de cumplirla, que me regalen la parcela que hay al lado de la mía, que se me exima de pagar impuestos, y que un ministerio me encargue a mí todas sus campañas de publicidad. O si no, empiezo a ser malo.

La lluvia arrecia.

Pero hay un rayito de esperanza. Hay gente que aguanta, a cara descubierta, sin paraguas, siquiera, el chaparrón. Son muchos, pero yo quiero personificarlos en mi admiradísima Gotzone Mora, de quien hablé ya hace un año, y de quien quiero volver a hablar.

Ayer, dio muestras de su coraje una vez más. Gotzone es socialista (nadie es perfecto), pero ante la tormenta de ignominias que el gran ZP estaba desatando desde el estrado del congreso de los imputados (se atrevió a decir que hablaba con Batasuna en nombre de las víctimas socialistas vascas), Gotzone no pudo aguantar más y, desde la tribuna de invitados, donde se encontraba, increpó a su presidente, preguntándole "en nombre de quién hablaba".

Se montó un follón bastante mediano y fue expulsada (antes había ya soliviantado al personal aplaudiendo el discurso de Rajoy, y le afearon la conducta) del hemiciclo. Mientras se iba, los dipu6tados del PP, encantados de poder montar un poco de follón, aplaudieron y entre los socialistas, aunque hubo quien también lo hizo -a escondidas-, fue mayoritaria una posición de democrática repulsa: insultos, gritos de fascistas, etc.

Yo creo que personajes como Gotzone, personas de su talla moral y política, son las que España necesita para aplacar la lluvia de vergüenza que asola nuestro país, nuestra nación.

Si alguien puede detener la lluvia, yo digo que ese alguien es mi querida, mi admirada Gotzone Mora.

Se trata de la libertad.




Who'll stop the rain


Powered by Castpost
Esta canción del gran John Fogerty, que tiene un poco de ínfulas de himno, me derrite. ¿Quién detendrá la lluvia?, menuda pregunta, ¿eh? Sobre todo en estos tiempos tan inciertos. Al escucharla ahora, en el momento de subirla aquí, me doy cuenta de que, inopinadamente, se me ha olvidado cantar, precisamente, el par de versos que más me gustaban de la canción. En el segundo estribillo, donde canto "Still the rain kept pouring, fallin' on my ears..." debería decir "five year plans and new deals, wrapped in golden chains...", lo que queda dicho para calmar las iras de los millones que me escuchan. Bueno, en esta versión, salvedad hecha de la letra, sólo añado una vocecita y una armónica medio mariconcilla para darle un poco más de color al tema. Por lo demás, es una fiel versión (cover, como dicen los listos) de la original, la de los grandes Creedence Clearwater Revival, que hay que ver lo buenos que son. Parecerá raro, pero quiero dedicarle este tema, aunque ella no se entere jamás, a mi admiradísima Gotzone Mora, a la que quiero enviar un montón de abrazos para que aguante el chaparrón. Porque, sencillamente, ella tiene razón. Ánimo, Gotzone. Somos muchos los que "te estamos detrás".

15 comentarios:

mOe:) dijo...

Me apunto y suscribo, algunos dias dos lecciones :)

Ararat dijo...

Se puede decir más alto pero no más claro.
Gotxone es un ejemplo de valentía coraje y decencia que muchos deberían tener como ejemplo.
Dentro de la pena y el pesismismo que tengo hay esperanzas gracias a mujeres como ella que me hacen pensar que no todo está perdido y que hay que salir a gritar.
El sábado es un buen día para ello.
¿Allí nos vemos no?
abrazos

Binche dijo...

Suscribo cada una de las palabras que has escrito. Olé, Wolffo, y olé Gotzone. Con un par en estos tiempos de tempestad.

Besos

Buch dijo...

A mi me da envidia esa mujer y algunas otras que viven en un mundo de mierda, y se rebelan y se lo juegan todo.

Wolffo dijo...

mOe:)
creo que es un comentario a favor, pero... ¿qué es exactamente a lo que te refieres? Lo siento, no me da el coco pa más... Un abrazo, en cualquier caso.

Ararat
es lo único en que podemos confiar. en que la gente del PSOE que no tiene podrida la fibra moral se dé cuenta de lo que está pasando y vote en contra de su propio partido. Sí, el sábado nos vemos. Abrazo.

Maribinchi's
Un beso fuerte, Tuli. Lástima que no estés por aquí el sábado.

Buch
Gente espléndida, valiente, no como dos adolescentes que tú y yo conocimos. Jajajajajajaaaaaaaa. Un abrazo, amigo.

Anónimo dijo...

Ayer tenias esto petado, yo tambien suscribo TODO lo que dices, enhora buena xq tu tambien eres valiente. Un besazo

Wolffo dijo...

Anónima,
me gustaría tanto que fuese verdad eso de que ayer esto estaba petado... porque ha sido el post menos visitado de mi breve historia. Un beso a ti también.

Ararat dijo...

Ya me he dado cuenta de eso, inocente de mí, pensaba que era porque Blogger estaba cascao.

Wolffo dijo...

Ararat
espero que nopase nada raro... ¿has visto lo que ha pasado en la bitácora de Yambra? Inquietante...

jartos dijo...

Hace tiempo que no te escribo, hace tiempo que no te leo y hace mucho tiempo que no leia algo así. Se podrían discutir algunas palabras, pero dices verdades como puños. Hace un año que me impactantes con las anotaciones sobre la señora Mora y hoy de nuevo lo has conseguido.

Espero que todo vaya bien entre tu y yo.

Un abrazo.

Por cierto, ¿por qué tal disparidad de comentarios entre unos temas y otros?, ¿falla el Blogger?.

Wolffo dijo...

jartos...
¡qué alegría volver a leerte! Mira, amigo, lo mejor de esto es que podamos hablar, discutir y hasta medio pelearnos, pero no dejar de considerarnos. Viva la diferencia. Asumamos que pensamos de forma distinta y disfrutémoslo. Yo creo que es un placer, sobre todo con gente como vos. Blogger creo que va fatal últimamente. Ayer colgué un postecito que sólo ha cosechado un comentario, cosa que no me ha ocurrido jamás. Ayer intenté contestar a ese solitario comentario y me costó horrores. Creo que empezamos a ser muchísimos y todos colgando música, video, fotos... Digo yo que esto tendrá un límite. Un abrazo fuerte y encantado de verte, aun en discrepancia.

Mardolo dijo...

Y lo peor es que alguien más tarde o más temprano, destapará la caja de Pandora y haber entonces que hacemos...
A lo lejos se oyen truenos.
Unos nos mojaremos, otros esperaran que escampe el temporal y otros, se cargarán al hombre del tiempo, que a alguien habrá que culpar.
Que país... (porque... seguimos siendo un país, ¿verdad?).
Un abrazo enorme.

Wolffo dijo...

Mardolilla
caray, qué comentario tan atinado. Un beso gordo y ánimo.

Mari-- dijo...

Leo tarde. Es que yo soy así, tengo temporadas de ostra (sin cismo, ni sismo, de ostra, que me encierro quiero decir)
No comentarios sobre país vasco, pero... la mentira está en todos lados. Que cada uno de nosotros sea cada vez más honesto es un trabajo de hormiga que espero (cruzo los dedos) ayude a mejorar este mundillo en que caímos.

PD: Eso de tener que andar bajando los temas para escucharlos de a uno... grrrrrrr...
PD: kmehwyvc (ta bueno, también...)

Wolffo dijo...

Mari--
Es posible, muy posible, que tengas razón. En serio.
Un beso (uno a uno, parecen más besos)